Antología poética

Yeats, W.b.

9.95 € 9.44 €
W.B. Yeats es, junto a Ezra Pound y T.S. Eliot, el gran renovador de la poesía europea del siglo XX. Nacido en Irlanda, su obra está transida de la mitología céltica, los ritmos del modernismo sajón y la fiebre de sus pasiones ocultistas y esotéricas. Lumen presenta aquí una rigurosa antología de toda su obra, seleccionada y prologada por el también irlandés y Premio Nobel de Literatura Seamus Heaney. La traducción corre a cargo de poeta Daniel Aguirre, quien ha llevado a cabo una impecable versión rimada, sin duda una de las aportaciones más brillantes que se han hecho a la traducción de poesía en nuestro país. «Todos los lectores de Yeats necesitarán este libro. Cuando lo abran sentirán una sorpresa similar a la que experimentó San Brandán el Navegante y su tripulación cuando desembarcaron en una isla que se convirtió en el lomo de un momento marino durmiente.» Seamus Heaney
  • Título: Antología poética
  • Autor:
  • Número de páginas: 352
  • Características: Alto: 190 mm. Ancho: 125 mm. Peso: 266 gr.
  • Año de publicación: Septiembre, 2012
  • Editado por: Debolsillo
  • Colección: Contemporanea
  • Género: Poesía
  • Lenguaje: Español / Castellano
  • ISBN: 9788483464267
  • Formato: Libro (encuadernación cosida)
Precio: 9.95 €

Ver todosNovedades

9.44 € Portada del Cien años de soledad

Cien años de soledad

«Muchos años después, frente al pelotón de fusilamiento, el coronel Aureliano Buendía había de recordar aquella tarde remota en que su padre lo ...
6.59 € Portada del Memoria de mis putas tristes

Memoria de mis putas tristes

"El año de mis noventa años quise regalarme una noche de amor loco con una adolescente virgen. Me acordé de Rosa Cabarcas, la dueña de una casa cl ...
4.69 € Portada del Relato de un náufrago

Relato de un náufrago

Éste debía ser el reportaje sobre un hombre, Luis Alejandro Velasco, que estuvo diez días a la deriva en una balsa mecida por el mar Caribe. El ent ...
17.95 € Portada del Yo fui a EGB

Yo fui a EGB

Si aprendiste los ríos y las cordilleras mientras mordisqueabas una goma Milán, si comiste empanadillas en Móstoles, si estabas entre dos tierras y ...