Alexander Calder

Geis Conti, Patricia

19.90 € 18.90 €
Una colección de libros que combinan historia del arte con imágenes, espectaculares pop-ups y actividades divertidas para
descubrir el mundo del arte y las obras y los artistas más reconocidos de todos los tiempos. La Mona Lisa y Alexander Calder,
¡ahora al alcance de los más pequeños!
Precio: 19.90 €

Ver todosOtros libros de Geis Conti, Patricia

8.45 € Portada del El meu periquito

El meu periquito

Pot un llibre convertir-se en una mascota? A Combel tot és possible! Gràcies a l'original disseny del seu estoig amb la forma de cada animal, els qu ...
8.45 € Portada del Mi tortuga

Mi tortuga

¿Puede un libro convertirse en una mascota? ¡En Combel todo es posible! Gracias al original diseño de su estuche con la forma de cada animal, los c ...
7.12 € Portada del En la mesa

En la mesa

En sus primeros años, los más pequeños aprenden muchas cosas: vestirse, dormir o dejar el chupete. La serie «Buenos
hábitos» facilitará a p ...
13.77 € Portada del T'has rentat les dents?

T'has rentat les dents?

Quantes classes de dents tenim? Com ens les hem de rentar? Quants cops al dia? Amb aquest pop-up de la higiene bucal, els més petits aprendran a teni ...

Ver todosNovedades

5.69 € Portada del El amor en los tiempos del cólera

El amor en los tiempos del cólera

La historia de amor entre Fermina Daza y Florentino Ariza, en el escenario de un pueblecito portuario del Caribe y a lo largo de más de sesenta años ...
6.59 € Portada del El coronel no tiene quien le escriba

El coronel no tiene quien le escriba

El coronel no tiene quien le escriba fue escrita por Gabriel García Márquez durante su estancia en París, adonde había llegado como corresponsal d ...
9.44 € Portada del Vivir para contarla

Vivir para contarla

Vivir para contarla es, probablemente, el libro más esperado de la década, compendio y recreación de un tiempo crucial en la vida de Gabriel Garcí ...
17.95 € Portada del Una tienda en París

Una tienda en París

¿Alguna vez has pensado empezar de cero en otra ciudad? Fue entonces cuando todo cambió. Justo al acercarme a aquel viejo cartel de madera escrito e ...